Internacionales: Estados Unidos, Pide a la población que tome medicación de riesgo para evitar el sida

image

AGENCIAS/El País.- El Centro para el Control de Enfermedades
(CDC) de Estados Unidos —el equivalente al
Instituto Carlos III español por lo que tiene de
organismo de referencia para las políticas
sanitarias— ha emitido este jueves nuevas
recomendaciones para la prevención del sida.
Ha aconsejado que la población en alto riesgo
de contagio tome el fármaco Truvada para
reducir las probabilidades de infectarse.
Personas que practican sexo sin
preservativos; con parejas en alto riesgo
de contraer la enfermedad —como los
drogadictos por vía intravenosa—;
aquellos que mantienen relaciones
sexuales con una persona infectada y
todos los que comparten jeringuillas o se
drogan por esa vía son algunos de los
perfiles que los expertos consideran que
deberían medicarse para evitar un
potencial contagio.
La recomendación del CDC se basa en los
avances en la profilaxis preexposición
para prevenir el contagio del virus de
inmunodeficiencia humana (VIH), es
decir, el uso de un fármaco antes del
contacto con el agente infeccioso para
evitar su transmisión . Varios estudios
internacionales, entre ellos una amplia
investigación de la Universidad de California,
San Francisco (UCSF), han demostrado que la
profilaxis preexposición puede reducir el riesgo
de infección en más de un 90% en personas
que toman diariamente esta pastilla. Las
autoridades sanitarias temen, sin embargo, que
aquellas personas que opten por medicarse
dejen de tomar otras precauciones,
especialmente el uso de preservativos, que
protegen no solo del sida sino también de
otras enfermedades de transmisión sexual.
La única pastilla aprobada por las autoridades
estadounidenses desde 2012 para este
propósito es Truvada , una combinación de los
antirretrovirales tenofovir y
emtricitabina. Para lograr una protección
completa se debe tomar el medicamento una
vez al día, un tratamiento que asciende a un
coste anual superior a los 9.500 euros (13.000
dólares), aunque lo cubren buena parte de los
seguros médicos estadounidenses. Se considera
que este fármaco es relativamente seguro, con
escasos efectos secundarios como dolor de
cabeza, naúseas y dolor abdominal. Más graves
pero menos frecuentes son otras dolencias
asociadas a su ingesta, como daño en el hígado
y en el riñón. Truvada se comercializa desde
2004 por la farmacéutica Gilead Sciences Inc.
como tratamiento para las personas que ya
están infectadas con el virus. En países con
menos recursos se utilizan versiones genéricas
del medicamento, fabricadas en India.
Las nuevas recomendaciones de CDC para el
uso de Truvada en pacientes no infectados
apelan a más de 500.000 de personas en
Estados Unidos consideradas en alto riesgo de
contagio. Actualmente, a unas 10.000 personas
se les ha prescrito la toma de este fármaco
para prevenir el sida.
El número de personas contagiadas con VIH en
Estados Unidos apenas ha variado desde hace
una década. A pesar de los esfuerzos de las
autoridades por concienciar a la población del
uso de preservativos para prevenir el sida,
unas 50.000 siguen contrayendo la enfermedad
cada año. Este hecho unido al aumento de
homosexuales que declaraba haber tenido sexo
sin protección en un sondeo publicado por el
CDC en noviembre del año pasado (un 20% más
en 2011 que en 2005), han propiciado, según
informa The New York Times, que se hagan
estas recomendaciones.
A falta de una vacuna contra el VIH,
posibilidad que parece lejana, la profilaxis
preexposición va ganando fuerza a nivel
mundial. Se considera que puede ser una
herramienta muy útil en algunos colectivos
como el de mujeres que se dedican a la
prostitución, por ejemplo. Esta posibilidad se
conoce desde hace tiempo. La Agencia del
Medicamento de EE UU, la FDA en sus siglas en
inglés, aprobó el fármaco Truvada en julio de
2012 para reducir el riesgo de infección por
VIH, pero no se ha recomendado expresamente
hasta ahora por el elevado precio de la
medicación y para evitar la posibilidad de que
el virus creara resistencias. Según un reciente
informe de la Organización Mundial de la
Salud, entre el 10% y el 17% de los nuevos
infectados presentan un virus insensible a
alguno de los antivirales existentes.
En España, una caja de Truvada, que serviría
para un mes, costaría a un hipotético
comprador alrededor de 500 euros. Pero ni
estando dispuesto a pagarlo lo podría
conseguir porque solo se dispensa en
hospitales.

Noticias WordPress

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s